jueves, 1 de junio de 2017

Santa María la Real y Antigua, iglesia castellana de largo e histórico nombre




HdC. Son 130 kilómetros cuadrados y 13.000 habitantes, en números redondos. Pero nadie conoce por eso el municipio de Ibeas de Juarros, a orillas de río Arlanzón y en territorio de la provincia de Burgos. Y poco después está San Medel, una localidad menor también casi ignorada con una parroquial que alberga la imagen sedente de Nuestra Señora de las Viñas. 

Es decir, puro Camino Francés y todo ello antesala de la capital de esa provincia, puesto que la siguiente parada, muy cerca, ya es Gamonal. O sea, el inicio de la ciudad de Burgos.

Y en Gamonal hay que admirar la iglesia de Santa María la Real y Antigua, una obra estupenda del siglo XIII-XIV levantada según los parámetros del gótico. Ante ella, un crucero del siglo XVI que antiguamente estaba en el cementerio. Lástima, en fin, que las viviendas se hayan aproximado tanto al templo, afeando sin duda el conjunto.

Dice la leyenda que la Virgen se apareció en este lugar. Leyenda que tiene casi mil años, por cierto. Y como sucedió siempre en esos casos, allí se levantó un edificio del que tan solo queda un capitel románico, localizado –otra curiosidad- en el relleno de las bóvedas de la iglesia que el peregrino tiene ante los ojos.

Planta de cruz latina, una única nave, bóvedas cuatripartitas y ábside recto son las características más reseñables, a lo que hay que unir un pórtico y una torre-campanario de la que emana cierto aroma militar.