lunes, 22 de diciembre de 2014

El Camino en Cataluña: la Mare de Déu del Roure





HdC. Cataluña y Galicia llevan unidos 1.200 años. Que es lo mismo que decir Cataluña y el resto de España, sea escrito sin trasfondo político actual alguno. Porque por esa comunidad autónoma histórica entraban los peregrinos por hasta seis pasos piranaicos diferentes, siendo el más utilizado el mismo que emplea hoy en día la carretera nacional 9 y la autopista (AP 7): lo más próximo al mar posible, porque así se evitaban subidas y bajadas.

De manera que el caminante que tenía el ansia de llegar a Compostela entraba por Le Perthus, exactamente por el collado de Panissars, y encaminaba sus pasos hacia La Jonquera, para continuar por L’Estrada y Biure. Y antes de alcanzar Molins ya se encontraba con el primer hito de este Camino secundario que Cataluña ha señalizado muy bien y hace media docena de años lanzó con fuerza: el santuario de la Mare de Déu del Roure.

El peregrino asciende una loma nada áspera y en su parte superior verá los restos del monasterio y santuario de la Mare de Déu del Roure. El santuario fue bendecido en 1638, y hoy muestra un aspecto ruinoso pero al mismo tiempo cuidado. En este caso no fue el mero paso del tiempo el causante del declive, sino una batalla allí librada en 1794 durante la llamada Guerra del Rosellón. Pero los orígenes de la comunidad religiosa hay que buscarlos más atrás, quizás en el XIII, como afirman varios historiadores. Claro que hasta ahora lo único que se puede asegurar en que en el siglo XV ya existía. Un halo de misterio lo envuelve.

Foto de Gueraujoan para la Wikipedia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario