viernes, 8 de abril de 2011

La riqueza patrimonial móvil de Portomarín

Iglesia de San Pedro


TH. La vieja localidad de Portomarín, que con la construcción a principios de la década de 1960 del embalse de Belesar quedó arrasada por las aguas del río Miño, estaba formada por los burgos medievales de San Nicolás y San Pedro, y mantenía uno de los puentes romano-medievales más importantes de la Ruta. Hoy en día los peregrinos, si el nivel del agua se lo permiten como está ocurriendo desde hace unos meses, pueden observar intactos los arcos de esta antiguo puente. A la actual ubicación de esta localidad de fuerte historia jacobea se trasladaron partes de algún pazo y de las iglesias de San Nicolás y San Pedro (arriba en la foto). En el burgo de San Pedro, al igual que en el de San Nicolás, existía un hospital de peregrinos y una leprosería atendida por los caballeros de San Lázaro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario