jueves, 19 de agosto de 2010

Portomarín y su concierto de 24 ancianos


TH. En lo alto de la localidad de Portomarín, en el transitado Camino Francés, soberbia aparece la iglesia de San Nicolás, cuya portada principal recuerda al conocido Pórtico de la Gloria. Una apocalíptica orquesta de piedra prepara su concierto celestial, son 24 ancianos sentados en la moldura en parejas y tríos que hablan animosos mientras afinan sus instrumentos: arpas, cítaras, hasta tres tipos de violas, una flauta doble, el organistrum y un desgastado aparejo con fuelles y tubos. Solamente uno de ellos con un frasco en forma de calabaza parece querer beber. Una obra

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada