lunes, 23 de agosto de 2010

Las pallozas de O Cebreiro


TH. La agrupación de pallozas de O Cebreiro en el Camino Francés, junto a la de Piornedo, se trata de las mejores conservadas de estas montañas gallegas. El parecido con las construcciones de los castros gallegos hizo pensar en su momento en esa clase de asentamientos, pero en realidad no deja de ser una arquitectura funcional y bien adaptada al medio. Éstas desaparecieron a partir del siglo XIX, estando habitadas hasta los años 60 del siglo pasado por personas y animales. Estas construcciones de planta oval y muros de piedra de escasa altura, todas ellas tienen, al menos, una estructura de madera central que sostiene la característica cubierta cónica y aplastada (hechas de robles o castaños). La cubierta tiene que ser cambiada, como mucho, cada 10 años. El interior es poco luminoso y contaba de lareira, horno, la zona para el ganado y algunos anexos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada