miércoles, 25 de agosto de 2010

El Camino en Europa


TH. Se puede decir que el Camino de Santiago ha generado a lo largo de sus doce siglos de historia una extraordinaria vitalidad espiritual, cultural y social que ha envuelto, a lo largo de todo ese tiempo, a Europa entera. Como consecuencia de la existencia de esta tela de araña que une Europa nació aquí la primera red asistencial y se crearon monasterios, catedrales y nuevos núcleos urbanos.
Gracias al encuentro entre gentes y culturas diferentes que tenía, y que aún hoy en día tiene lugar en los Caminos a Santiago, nace una cultura basada en el intercambio de ideas y corrientes artísticas y sociales, así como un dinamismo socioeconómico que favoreció, sobre todo durante la Edad Media, el desarrollo de ciertas partes de Europa. Muestra de lo que el Camino y los peregrinos han dejado a la sociedad actual es reconocible en la infinidad de testimonios, manisfestaciones artísticas o los más de mil libros que se ocuparon de difundir esta ruta, lo que se trata de la obra y patrimonio de todos los europeos.
Las vías principales del Camino de Santiago fueron declaradas Primer Itinerario Cultural Europeo (1987) por el Consejo de Europa, Bien de Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en sus trazados a lo largo de Francia y España (1993 y 1998, respectivamente) y Premio Príncioe de Asturias de la Concordia en 2004, otorgado por la Fundación Príncipe de Asturias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario