martes, 27 de julio de 2010

Un Camino... ¿masificado?



E.G. Muchos de los que llegan estos días caminando a Compostela se quejan de la masificación. Dicen que buscaban tranquilidad y que han encontrado jolgorio. Cuando tengo ocasión les cuento que el Camino ha sido siempre así en Año Santo y que el problema no es tanto la masificación como la motivación porque de ella depende el respeto y actitud ante la ruta. También les recuerdo que en la Edad Media existían ya los peregrinos de pacotilla y los jetas que recorrían el Camino aprovechándose de sus infraestructuras; al igual que ya había pícaros que vivían de engañar a los peregrinos, ladrones, mesoneros y comerciantes indecentes, y toda clase de personajes similares nacidos bajo el paraguas de la grandeza de la ruta.

Ahora como entonces al peregrino no le queda más que apechugar con lo que se va encontrando y agradecer sinceramente lo que se le proporciona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario